Módulos en Eduteka

Bajo el nombre de Módulos Temáticos, Eduteka ofrece a sus usuarios la agrupación organizada de la totalidad de los contenidos que ha publicado sobre temas específicos con el objeto principal de facilitar su consulta y utilización. Desde su concepción, se diseñaron con la flexibilidad suficiente para poder agregarles fácilmente y a medida que se vayan publicando, nuevos recursos que los enriquezcan y actualicen.
Ver otros módulos

Competencia para Manejar Información (CMI)Competencia para Manejar Información (CMI)

Recursos por Paso > Paso 2


Búsqueda Significativa

Joyce Valenza reflexiona en este interesante artículo sobre habilidades y comportamientos que los buenos investigadores tienen en común. Expone una serie de recomendaciones para realizar búsquedas efectivas, hacer una evaluación crítica de las fuentes consultadas y determinar el grado de profundad al que llegó el estudiante en su proceso de indagación.

Autor: Joyce Kasman Valenza | Publicado: 2005-02-19

Etiquetas: CMI


BÚSQUEDA SIGNIFICATIVA
Pensar y Comportarse de manera “Info-Competente”

Traducción realizada por EDUTEKA del Artículo original “Substantive Searching, Thinking and Behaving Info-Fluently" escrito por Joyce Valenza. Publicado en el número 3 del Volumen 32 (Nov-2004) de la revista Learning & Leading with Technology (http://www.iste.org/Publications/LL/LLI).
EDUTEKA realizó un esfuerzo significativo para ofrecer recursos en español equivalentes a los citados por la autora (en inglés) en el artículo original.

En mi trabajo como profesora y bibliotecóloga, puedo observar la forma en que los estudiantes buscan información. A medida que pasan los años, he empezado a sentirme menos satisfecha con los resultados y productos tanto de sus investigaciones como de las de mis colegas. Uno de los obstáculos que encuentro es que los estudiantes tienen dificultad para localizar y discernir cuáles son los mejores recursos para soportar sus investigaciones. Basándose en lo que pueden encontrar con facilidad, con frecuencia, tienen una idea muy reducida de todo el material que se puede conseguir allá afuera.

Diariamente, de manera formal o informal, enseño a los estudiantes a investigar. A medida que se han ido desarrollando las posibilidades en línea, mi propia noción de las habilidades esenciales para investigar también se desarrolló.

Ya no espero que los estudiantes acepten la investigación como una ciencia. Como ciencia, es imperfecta. La investigación lógica, precisa, que yo aprendí en la Universidad – postulados de investigación complejos, semejantes a ecuaciones matemáticas, con sinónimos agrupados en paréntesis conectados por operadores Booleanos – no soportó la prueba del tiempo. Este tipo de investigación no resistió las interfaces de búsqueda emergentes con sus amigables menús desplegables y sus etiquetas (tabs). Y yo ciertamente no espero que los estudiantes memoricen el sinnúmero de interfaces, que cambian permanentemente, con las que se van a enfrentar en el curso de su vida como buscadores de información.

Porque localizar, reconocer y usar efectivamente la información son habilidades críticas para la vida, yo espero que los estudiantes exhiban y acojan diversas comprensiones que son clave y conceptos más amplios. Yo espero que ellos adopten ciertas actitudes y comportamientos que les sirvan en el curso de sus vidas como usuarios de información. Estas comprensiones y comportamientos repercuten a través de todas las áreas de contenidos y a través de nuestros estándares de alfabetismo en tecnología e información. Son útiles tanto para realizar trabajos formales como para crear medios interactivos con determinado nivel de profundidad. Pero en un sentido más amplio, estas comprensiones y comportamientos tienen ramificaciones. Ellas dan al estudiante el poder o la capacidad de convertirse en un mejor aprendiz para el resto de su vida.


LOS MEJORES INVESTIGADORES NO SON SIEMPRE LOS ESTUDIANTES MÁS INTELIGENTES.

¿Por qué razón un estudiante que domina desafíos tales como los del cálculo, no puede sobresalir en la búsqueda de información? Yo tengo algunas teorías.

La sensación de su propia eficacia, sentir que “yo lo se todo”, puede presentar barreras para aprender y para hallar la mejor información. Les pedimos a los estudiantes que se desempeñen académicamente en el mismo terreno que utilizan como área de juego o lugar de entretenimiento. Aunque nosotros celebramos la familiaridad de los estudiantes con el entorno, transferir los hábitos de entretenimiento a empresas académicas más serias puede presentar problemas.

Internet ha transformado la investigación en una ocupación mucho más independiente. Ya no existe la conversación del padre mientras lleva al estudiante en carro a la biblioteca, o lo que los bibliotecólogos llaman “entrevista de referencia” en persona, en la cuál interviene un especialista en información profesional, para ayudar a los estudiantes a determinar un problema, enfocar un tema, sugerir palabras clave, indicar libros fundamentales, o recomendar el mejor índice o base de datos para comenzar la búsqueda. La independencia de los estudiantes es algo que nosotros promovemos y aplaudimos en muchos puntos del proceso de investigación, pero la intervención del adulto es crítica. Incluso, nuestros estudiantes de 17 años más brillantes, no saben lo que ellos no saben (ej. Las palabras clave asociadas con un campo especializado, el contexto histórico de un evento, los trabajos más influyentes o clásicos de un área del conocimiento).

Finalmente, aunque los profesores-bibliotecólogos aprenden habilidades de investigación durante su entrenamiento, la mayoría de los maestros de otras materias no lo hacen. Aunque puedan estar muy bien intencionados, un gran número de educadores se aproxima a la investigación sin refinar su conocimiento acerca de cómo ayudar a sus estudiantes a ubicar los mejores resultados de una búsqueda en los primeros lugares del listado de resultados, a evaluar páginas de listas de referencia, a guiar a los aprendices en su exploración de opciones de herramientas de búsqueda, o a conscientizarse sobre las bases de datos desarrolladas apropiadamente que están disponibles y que pueden ayudarles a prepararse para las tareas de investigación que probablemente van a enfrentar. Y los maestros de clase pueden, además, no ser concientes de que ellos cuentan con socios que tienen conocimientos en este campo como son los profesores bibliotecólogos, quienes podrán, en cada paso del camino, ayudarlos a planificar, implementar y evaluar actividades para estudiantes basadas en información.


LOS BUENOS INVESTIGADORES TIENEN HABILIDADES Y COMPORTAMIENTOS EN COMÚN.

Los buenos investigadores no sólo tienen habilidades específicas, sino también un conjunto de actitudes y comportamientos que promueven el éxito. En términos de capacidades cognitivas, el estudiante competente en información:

  • Sabe qué es lo que él o ella está buscando.
  • Se da cuenta de que puede hacer escogencias de búsqueda.
  • Reconoce vacíos en la investigación.
  • Conoce las estrategias básicas para la evaluación de fuentes.
  • Reconoce que investigar en Internet es un proceso recursivo e interactivo.
  • Sabe que existen las pantallas con opciones de búsqueda avanzada y que éstas ofrecen un mayor poder de exploración.
  • Sabe que hay tres tipos principales de búsqueda: palabra clave, materia o tópico, y búsqueda por campo.
  • Sabe como pensar acerca de una consulta.
  • Sabe cuando importa la calidad.

INFORMACIÓN PREVIA. Esto puede generar un poco de desorden al principio, pero los estudiantes competentes en información tienen al menos un poco de información acerca del área que él o ella están investigando. Esto puede significar hacer una lectura de fondo antes de emprender alguna investigación seria.
Cualquier proyecto basado en una tesis (proposición), requiere lectura y refinamiento significativo antes de que el estudiante pueda moverse del tema a la pregunta y luego a la tesis. Los estudiantes competentes en información aprenden a desechar el material que no lleva más lejos su pregunta o no soporta su tesis.

OPCIONES DE BÚSQUEDA. Una vez el estudiante ha hecho alguna investigación a fondo, él o ella deben elegir donde buscar más información. Google tiene muy buena música, pero no es la única banda de la ciudad y no es siempre el mejor sitio para empezar. Aunque no es probable que un estudiante reconozca los nombres de más de dos o tres herramientas de búsqueda, el estudiante competente en información sabe que las herramientas de búsqueda se pueden organizar dentro de grupos o géneros, y que distintas herramientas son más efectivas para diferentes tareas. Usted puede crear una página de herramientas de búsqueda como la mía o puede enlazar la página de Debbie Abilock, “Escoja la Mejor búsqueda para sus necesidades de información” o el sitio de Laura Cohen de “Cómo elegir un motor de búsqueda o un directorio”.

Entre los grupos (géneros) están:

VACÍOS EN LA INVESTIGACIÓN. El estudiante competente en información, que está inmerso en un tema, comienza a notar cuáles son los expertos y los libros importantes que la gente cita repetidamente. Él o ella examinan las bibliografías de otros. Pasar por alto personas, fuentes y conceptos importantes provocaría o generaría vacíos en la investigación.

ESTRATEGIAS. El estudiante competente en información sabe que las credenciales de los autores son importantes, que cualquier recurso citado debe ser sostenible en términos de su relevancia, puntualidad, sesgos o prejuicios, credibilidad, exactitud y confiabilidad. Este estudiante sabe que los servicios de alojamiento gratuito son propensos a levantar sospechas en las listas de referencia. Los autores serios no confían en servicios gratuitos con publicidad flotante. Por lo general, a estos autores los alojan museos, universidades y otras instituciones respetadas.

EL PROCESO. Cuando las cosas no van bien, los estudiantes competentes en información estudian la causa y refinan sus estrategias de búsqueda. Ellos saben que un consejo (tip) o un listado de sugerencias están disponibles y son fáciles de consultar en la mayoría de las herramientas de búsqueda. Ellos examinan y profundizan en sus listas de resultados para encontrar ideas, palabras o frases alternas.

BÚSQUEDAS AVANZADAS. El estudiante competente en información sabe que las páginas con opciones de búsqueda avanzada, a diferencia de las cajas que se ofrecen para búsqueda general, les permiten limitar los resultados por fecha, por campo, por formato de medios o por formato de archivo; para usar más fácilmente los operadores Booleanos; y para filtrar las palabras problema, por ejemplo, devolviendo únicamente las páginas que no contienen la palabra fútbol cuando la búsqueda que se está haciendo es sobre “merengue” refiriéndose al Real Madrid.

TRES TIPO DE BÚSQUEDA. El estudiante competente en información sabe que él o ella puede buscar usando una de tres formas (palabras clave, materia / tema o campo).
La búsqueda por palabra clave permite a los investigadores combinar términos de manera estratégica, por ejemplo, encerrar frases entre comillas para asegurar que esas palabras se conserven unidas. (ej. “vitamina A”) o incluir “y” entre palabras que necesariamente deben estar incluidas en los resultados.
Cuando un estudiante está buscando un concepto amplio, la búsqueda por tema o materia, constituye por lo general la mejor estrategia. Basándose en el vocabulario controlado de las bases de datos, los investigadores pueden hojear entre los contenidos de un conjunto estandarizado de términos de materias y de subtítulos, para enfocar su búsqueda como lo sugiere la estructura de la base de datos.
En algunos casos, las palabras clave pueden buscarse dentro de campos designados o específicos de una base de datos. Por ejemplo, buscar una palabra clave en un título o un resumen, puede ser más significativo o efectivo que buscar la misma palabra en el texto completo de un artículo. Los espacios para ingresar palabras clave y usar campos exitosamente, usualmente están localizados en las pantallas de búsqueda avanzada tanto en las bases de datos de suscripción como en la Web gratuita.

PENSAR ACERCA DE LAS CONSULTAS. La búsqueda utilizando el lenguaje natural (plantear preguntas como si se estuviera participando en una comunicación natural) no le da al investigador mucho poder. Cuando el estudiante aprende cómo construir una consulta, él o ella saben cómo plantear formalmente una pregunta en una caja de búsqueda, haciendo uso de su sintaxis o de su lenguaje especial. Por ejemplo, “Romeo y Julieta” Y critica Y Mercurio podrá arrojar mejores resultados y más específicos que una búsqueda por Romeo y Julieta.

CALIDAD. Pregúntese ¿hago búsquedas en Google de forma descuidada, desordenada? Seguro que lo hago, especialmente cuando estoy chequeando el deletreo o adquiriendo una idea más amplia de qué hay allá afuera. Pero cuando se que es importante, genero preguntas bien pensadas. Visito bases de datos especializadas, trato de establecer quién escribió los documentos que encuentro y dónde se publicaron originalmente.

Las capacidades cognitivas no perdurarán a menos que estén apoyadas por hábitos de la mente, actitudes y comportamientos. El estudiante competente en información:

  • Tiene sentido de indagación
  • Tiene un plan
  • Tiene herramientas mentales para organizar materiales que él o ella recopilan, así como herramientas para diseñar el producto.
  • Es persistente e inquieto.
  • Reconoce cuando él o ella se pueden beneficiar al consultar un profesional en información.

SENTIDO DE INDAGACIÓN. El estudiante competente en información es curioso y desarrolla preguntas exploratorias basándose en esa curiosidad.

UN PLAN. Este estudiante piensa acerca de las palabras. Él o ella pueden visualizar un documento ideal y las palabras y frases qué puede contener. El manejo del tiempo es clave en la planificación del estudiante. Los estudiantes competentes en información no retroceden ante una crisis de tiempo, pues entienden que la buena investigación toma tiempo, y que este proceso es recursivo; se trata de refinar, organizar, analizar, bosquejar, concluir y, volver atrás.

HERRAMIENTAS MENTALES. El estudiante competente en información busca identificar continuamente patrones de información. ¿En donde encaja mejor ésta información? ¿Se asimila a una comparación? ¿a una cronología? ¿a una tesis? ¿a un debate? ¿qué tipo de presentación parece mas efectiva?

PERSISTENCIA E INQUIETUD. El estudiante competente en información no se conforma con información que parece ser suficientemente buena, pues reconoce que el listado que arroja la primera página de un resultado, puede no contener las mejores cosas que están disponibles. Él o ella le dedican tiempo a pensar cómo se puede mejorar una búsqueda, cómo refinar estrategias, y a ensayar otras herramientas de búsqueda. A veces, esto puede significar buscar un texto completo cuando este no está fácilmente disponible. Si todo lo que aparece en una base de datos es un resumen y ese resumen es excepcional, el estudiante competente en información buscará el texto completo, incluso cuando eso implique ir a una biblioteca, chequear otra base de datos, iniciar una transacción entre bibliotecas para el préstamo del material, ir a una librería o localizar una colección de libros electrónicos.

CONSULTA A UN PROFESIONAL. El estudiante competente en información es capaz de dejar a un lado cualquier sentimiento de arrogancia tecnológica para pedir ayuda. Su pregunta puede no tener nada que ver con tecnología. Ésta podría ser pedir ayuda para realizar una lluvia de ideas sobre palabras clave alternativas. O preguntar acerca de recursos potenciales por fuera de la Web gratuita, como los expertos particulares en un campo especializado, o sobre el vocabulario único de una nueva área del conocimiento.


LOS PROFESORES PUEDEN ESTIMULAR MEJORES BÚSQUEDAS.

¿Qué puede hacer usted para estimular un mejor uso de la información?


GENERE DESAFÍOS DE INVESTIGACIÓN. Elimine los reportes que únicamente requieren memoria y comprensión. Este tipo de trabajos, como un reporte sobre un departamento o estado, un presidente, o un planeta, es muy fácil de copiar e imprimir. En lugar de esto, pida a los estudiantes que exploren preguntas provocadoras –comparar, analizar, evaluar, e inventar, en lugar de simplemente parafrasear.

EVALÚE LOS LISTADOS DE CITAS DE LOS TRABAJOS DE LOS ESTUDIANTES. Si usted no esta cómodo con esta tarea, le puede pedir al bibliotecólogo del colegio que evalúe la lista con usted. En el nivel de educación Media, estimule el uso de fuentes académicas. En otros niveles, estimule la consulta de fuentes de alta calidad provenientes de bases de datos y diarios confiables.
Aprenda a reconocer direcciones de Internet (URLs) sospechosas. Los servicios de alojamiento gratuito, tales como AOL Members o Geocities, y los sitios personales deben levantar sospechas e inspirar preguntas. “K12” en una URL podría indicarle que la fuente puede ser producto de otro miembro de la clase de ese grado.
Examine pistas o huellas (Bread crumbs) que usted encuentre en las citas de los estudiantes. ¿Rastrearon los estudiantes la fuente original del material? Si ésta se encontró en una base de datos, ¿cuál es la fuente original? – ¿un artículo de revista, una enciclopedia, o una publicación escolar? Con su bibliotecóloga decida a qué profundidad quiere usted que esas pistas o huellas se documenten. Si usted quiere que los estudiantes evalúen sus fuentes, entonces esas pistas son importantes para determinar la calidad de la fuente original.
Cualquier mención de Google, Yahoo, Altavista o de otros motores generales de búsqueda, puede indicar que el estudiante se está refiriendo al índice, no a la fuente original y, que probablemente ha evitado una investigación más profunda.
¿Qué tipos de fuentes citan los estudiantes? ¿Provienen todas ellas de los nuevos servicios de titulares como los de CNN? ¿Se hizo algún intento de balancear los recursos entre libros, periódicos o sitios Web generales? ¿Hicieron los estudiantes el intento de balancear diferentes puntos de vista? ¿Los estudiantes usaron periódicos populares, comerciales o académicas? Tenga en cuenta que cuando usted busca un balance, un libro es un libro, así se trate de un libro electrónico, o de un volumen físico. Un artículo de National Geographic es un artículo de revista, tanto si este proviene de las estanterías, como de una base de datos en línea.

ANDAMIAJE. Ayude a sus estudiantes a desarrollar organizadores para los datos recolectados y para la reestructuración de estos. Un diagrama de Venn o una matriz ayudarán a los estudiantes a recopilar información para compararla y contrastarla. Una línea de tiempo o un diagrama de flujo pueden ayudar en el análisis de un evento histórico. Un mapa conceptual ayudará a los estudiantes, a medida que ellos generan lluvias de ideas de subtópicos o argumentos que sustentan una de sus tesis.

GENERE EXPLORADORES EN LÍNEA CON SU BIBLIOTECÓLOGO. Los exploradores (pathfinders) son modelos o guías básicos (planos) para la investigación del estudiante. Centrados en un proyecto específico o un currículo particular, los maestros crean una lista de recursos disponibles en la biblioteca y en sitios Web, que los estudiantes puedan utilizar para iniciar la búsqueda. Los exploradores deben respetar la independencia de los estudiantes mientras los guían en el proceso; pueden sugerir palabras clave, bases de datos, motores especiales de búsqueda, directorios, números para hacer llamadas, y recursos multimedia – cualquier consejo especial que sea necesario para el éxito de un proyecto específico. La matriz de valoración de un proyecto debe tener muy en cuenta las sugerencias del explorador.

GENERE EN SU SITIO WEB, UNA PÁGINA CON LAS HERRAMIENTAS GENERALES DE BÚSQUEDA APROPIADAS PARA LA INVESTIGACIÓN DEL ESTUDIANTE. ¿Usted quiere que sus estudiantes inicien con Google? ¿EBSCO_host? ¿el centro de recursos de literatura? ¿Periódicos Históricos ProQuest? ¿KidsClick!? ¿Facts.com? ¿World Book? Déles indicaciones claras, y cerciórese que el acceso a estas herramientas no esté más allá de un simple clic. En esta página, conecte a los estudiantes con las más poderosas pantallas de búsqueda avanzada de los motores de búsqueda que a usted le gustaría que ellos utilizaran.

PIDA A LOS ESTUDIANTES QUE ANOTEN SU LISTA DE REFERENCIAS (CITAS). Las anotaciones son actividades metacognitivas que exigen y valoran el pensamiento crítico y la selección cuidadosa. En una anotación, el estudiante debe considerar las credenciales de los autores, la relevancia de la fuente para el proyecto, cómo se compara con otras fuentes, y en qué forma contribuyó, ilustró, complementó su conocimiento. Incluya en su Matriz de Valoración (Rubric) los criterios de las anotaciones.

USE VALORACIONES FORMATIVAS PARA COMPROBAR EL PROGRESO DE LOS ESTUDIANTES. Recopile los organizadores, los bocetos, las tarjetas de las fuentes, las tarjetas de notas, los planteamientos tentativos de tesis, y las páginas consultadas de trabajos preliminares. Hacer solamente una evaluación al final en términos del aprendizaje es hacerla demasiado tarde. Valorar el proceso a lo largo del desarrollo del proyecto, es lo más valioso para el aprendizaje.
Este conocimiento puede tener etapas más largas que el cálculo.

CRÉDITOS:
Traducción realizada por EDUTEKA del Artículo original “Substantive Searching, Thinking and Behaving Info-Fluently" escrito por Joyce Valenza (http://mciu.org/~spjvweb/jvweb.html). Publicado en el número 3 del Volumen 32 (Nov-2004) de la revista Learning & Leading with Technology (http://www.iste.org/Content/NavigationMenu/Publications/LL/LLIssues/).


Publicación de este documento en EDUTEKA: Febrero 19 de 2005.
Última modificación de este documento: Febrero 19 de 2005.

Autor de este documento: Joyce Kasman Valenza

Etiquetas: CMI



Recursos en Eduteka para apoyar la prueba SIMCE-TIC
Herramientas para recopilar información en la Web
La importancia de formular buenas preguntas
La biblioteca escolar del Siglo XXI
Alfabetismo básico para evaluar sitios Web
Google, un torrente de servicios y aplicaciones
Indagación Guiada: Introducción
Indagación Guiada: Fundamentos
Indagación Guiada: Aprendizaje Constructivista
Indagación Guiada: Características
Indagación Guiada: Implementación
Indagación Guiada: Estándares de Alfabetismo en Información
Indagación Guiada: Ambientación o Entorno
Indagación Guiada: Estudio de un Caso
Indagación Guiada: Caja de Herramientas Compacta
Conozca mejor los NETS-S: Creatividad e Innovación
Eduteka entre las 10 innovaciones educativas masivas de Latinoamérica
Herramientas para tomar apuntes digitales de clase
Memorias de EdukaTIC 2014
Ganadores del Premio Scratch Colombia 2014
Recorrido oficial por Eduteka
¿Es hora de que las IE detengan el filtrado de contenidos de Internet?
Cómo observar los NETS°S en la práctica: Geografía
Observador de clases de ISTE (ICOT)
Use Google Voice para mejorar la comunicación escolar
Comunicación efectiva, más allá de las palabras
European Schoolnet: Iniciativas 1 a 1 con tabletas
¿Cómo evitar que se convierta en desastre un programa de BYOD?
¿Quiénes eligen la disciplina de la educación en Colombia?
Estudiantes hackers: estupendo o terrible

CMI

Vistazo general a la educación por proyectos en la Red
Es urgente desarrollar en los estudiantes la CMI
Para entender el abrumador mundo de la Información
La importancia de un modelo para CMI
El modelo Big6 para la solución de Problemas de Información

Comentarios al Artículo:

Comentarios Facebook:



Comentarios Disqus:

blog comments powered by Disqus