Versión Estudiante

PREVENCION DE INCENDIOS FORESTALES EN CHIHUAHUA

CRISTIAN BELLO RODRIGUES
México - San Francisco
centro de bachillerato tecnologico agropecuario N 35

Proyectos: 1

Área

Ciencias Naturales - Ecología

Edad

No definido

Introducción

.

INTRODUCCIÓN

Chihuahua es el estado con mayor superficie forestal en México -alrededor de 6 millones de hectáreas-, y destaca por la elevada producción maderable derivada del aprovechamiento forestal. Sin embargo, también es un estado con gran incidencia de incendios forestales. De acuerdo con la SEMARNAT (2002), durante el periodo de 1995 a 2000 se presentaron un total de 5,560 incendios forestales, los cuales afectaron aproximadamente 28,000 ha anualmente. Por otra parte, en la temporada 2002, se presentaron 827 incendios, dañando un total de 16,070 ha, lo que ubicó al estado en el cuarto lugar a nivel nacional en superficie forestal afectada y en tercer lugar entre las entidades federativas con mayor número de incendios forestales.

Debido a que los incendios forestales son una de las principales causas del deterioro de los ecosistemas forestales, se ha desarrollado un modelo cartográfico para la identificación de áreas susceptibles a incendios forestales en el estado. La cartografía generada tiene como fin apoyar la toma de decisiones en las áreas de prevención, control y combate de incendios forestales. El modelo presentado en esta sección es un modelo dinámico de corto plazo, ya que se actualiza diariamente con información meteorológica obtenida en tiempo real. La cartografía se produce a escala 1:250,000 y comprende toda la zona forestal de clima templado de Chihuahua.

El objetivo de este estudio es identificar las áreas forestales del estado de Chihuahua que potencialmente representan mayor peligro de incendios forestales con el fin de optimizar las labores de prevención, control y combate de incendios forestales.

METODOLOGÍA

Descripción de las variables consideradas para generar el modelo cartográfico de peligro de incendios forestales

Susceptibilidad de la vegetación a los incendios

La definición de un modelo de peligro de incendios debe considerar el tipo y cantidad de material combustible que se encuentra presente en las áreas forestales, ya que este influye de manera directa en el grado de peligro. La evaluación del complejo de combustibles forestales requiere el levantamiento de un inventario, lo cual se vuelve incosteable cuando se trata de superficies de gran extensión territorial. Por lo tanto, es necesario recurrir a otros criterios que permitan evaluar este factor. En este sentido, se ha empleado la clasificación de susceptibilidad de la vegetación al fuego como resultado del taller que la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio) llevó a cabo en 1998 con el objetivo de clasificar los tipos de vegetación más vulnerables a los incendios. Mediante este criterio, y a través del uso de la información geográfica derivada del Inventario Nacional Forestal del 2000, se ha creado un mapa estatal de vulnerabilidad de la vegetación natural a los incendios.


Variables meteorológicas


Los elementos meteorológicos constituyen uno de los principales factores a considerar en el desarrollo de modelos cartográficos de peligro de incendios. Por una parte, controlan en gran medida la pérdida de humedad de los combustibles forestales muertos, y por otra, le confieren el carácter temporal a los modelos de peligro de incendios. Las variables meteorológicas consideradas para el propósito de este proyecto han sido la temperatura, humedad relativa y velocidad y dirección del viento. Las mediciones de estas variables están a cargo del Servicio Meteorológico Nacional, quien publica diariamente dichas mediciones en su página electrónica. La información meteorológica es descargada a las 10:00 de la mañana -hora local- al modelo de peligro y se lleva a cabo un análisis de interpolación espacial de la temperatura y la humedad relativa con el objetivo de representarlas espacialmente. La velocidad y dirección del viento se representan puntualmente a través de símbolos graduados en función de sus valores.


Variables topográficas


Las variables topográficas seleccionadas para el análisis fueron la pendiente y la exposición. Las pendientes orientadas al sur y al suroeste proveen condiciones que favorecen la ocurrencia de incendios, dado que reciben mayor energía solar durante el día, ocasionando el aumento de la temperatura del aire y reduciendo la humedad del ambiente, lo que trae como consecuencia una aceleración del proceso de equilibrio entre la humedad del ambiente y el contenido de humedad de los combustibles forestales.

Para la generación de estas variables topográficas, se construyeron en el programa Arc/INFO modelos digitales de pendientes y de orientación de pendientes a partir de los modelos digitales de elevación distribuidos por el INEGI, con una resolución espacial de 90 m.


Variables socioeconómicas y culturales


En México, la mayoría de los incendios forestales son originados por la influencia del hombre, por lo que para el desarrollo de modelos de evaluación de peligro de incendios forestales se hace necesario evaluar los rasgos sociales, económicos y culturales. Debido a la dificultad de representar espacialmente el riesgo de incendios dado por las actividades humanas, y en virtud de la importancia de su integración en el modelo de peligro, se recurrió al análisis de ciertos elementos que permiten evaluar indirectamente el riesgo. Las variables tomadas en cuenta como criterios para la construcción del modelo, fueron el grado de accesibilidad a las áreas boscosas, la cercanía de poblaciones y áreas agrícolas al bosque. Para tal efecto se incorporaron al Sistema de Información Geográfica las vías de comunicación, las poblaciones localizadas en el área de estudio, las áreas agrícolas vecinas al bosque y las áreas de aprovechamiento forestal. De esta manera se generaron los mapas de densidad de caminos, cercanía a poblados, vecindad de áreas agrícolas y valor comercial potencial de la madera.


Variables de daño potencial

Se conformó una base de datos que contiene los predios bajo manejo forestal y con base en los planes de manejo de estas zonas forestales se generó cartografía de las existencias volumétricas de Pinus y Quercus en la región forestal de Chihuahua. Asimismo, como resultado de la evaluación del daño económico potencial de los incendios, se estimó el valor comercial de la madera y se derivaron mapas de valor comercial potencial. Por otra parte, se realizó un mapa con las áreas protegidas en la zona forestal, en las que el daño, además de ser económico representaría el deterioro del sistema natural.


Elaboración del modelo de peligro de incendios

Para dar lugar al modelo fue necesario incorporar la totalidad de los criterios en un Sistema de Información Geográfica, y a través de un análisis de Evaluación Multicriterio, se obtuvo un Componente meteorológico, un Componente de causa, el Componente de susceptibilidad de la vegetación natural a los incendios y el Componente de daño potencial. El índice meteorológico fue derivado a partir de la integración de la temperatura, humedad relativa, viento y orientación de la pendiente. Por su parte, el índice de causa se obtuvo considerando los rasgos socioeconómicos y un análisis de distancias. El Componente de daño se construyó a través de información referente a existencias volumétricas de madera, su valor comercial, áreas naturales protegidas y poblaciones vecinas a zonas forestales. Finalmente, el modelo cartográfico de peligro se estimó mediante la integración de los componentes meteorológico, de causa y de susceptibilidad de la vegetación natural a los incendios. La información generada por el Programa nacional de detección de puntos de calor operado por la Conabio, ha servido de base para la clasificación y ajuste de los niveles de peligro de incendios. En este momento, el modelo de peligro se encuentra en una fase de evaluación.

RESULTADOS PRELIMINARES

Como resultado de la integración de las variables ambientales que influyen en el peligro de incendios, se han derivado cuatro subíndices o componentes del Potencial de Peligro de Incendios Forestales:

  • a) Componente de combustibles forestales
  • b) Componente meteorológico
  • c) Componente de causa

La integración de las variables consideradas para generar cada componente y a su vez el Potencial de Peligro, se muestra en el siguiente diagrama:

 

Como resultado, se ha obtenido la distribución espacial de cada una de las variables empleadas y se pretende iniciar con la cartografía diaria del Potencial de Peligro de Incendios Forestales en la temporada 2005, por lo que el modelo se encuentra actualmente en fase de validación.

 

 

 

 

 

la evaluación de los daños causados por los incendios ha estado orientada a la detección y delimitación de las áreas incendiadas. A partir de 1998, se han incorporado métodos y tecnologías de Sistemas de Información Geográfica y de Teledetección tales como el programa de detección de puntos de calor llevado a cabo por la Comisión Nacional para uso de la Biodiversidad CONABIO en coordinación con la Universidad de Colima, así como el programa de detección y seguimiento de incendios forestales implementado por el Servicio Meteorológico Nacional. El programa de detección de puntos de calor tiene el propósito de generar, a partir del análisis de imágenes provenientes de los sensores AVHRR y MODIS, información digital diaria de las localidades dentro el territorio mexicano que registran altas temperaturas y que potencialmente pueden tratarse de incendios forestales; mientras que el programa de detección y seguimiento de incendios forestales se apoya en el análisis e interpretación de imágenes obtenidas por el satélite GOES-12 (CONABIO, 1998). La gran resolución espectral y temporal de estas imágenes, permite monitorear, en tiempo real, la ocurrencia de incendios forestales dentro del territorio nacional. Desafortunadamente y debido a su baja resolución espacial, solamente pueden detectarse incendios de gran extensión territorial, por lo que su uso se limita a la detección y cuantificación de superficies de afectadas a escalas que ofrecen poco nivel de detalle y que no requieren estimaciones de gran precisión.

El estado de Chihuahua es uno de los principales estados forestales del país, actualmente se sitúa entre los dos primeros lugares en producción maderable. Sin embargo, también es uno de los estados con mayor incidencia de incendios forestales ya que de acuerdo con la SEMARNAT (2002, (b)), durante el periodo de 1995 a 2000 se presentaron un total de 5,560 incendios forestales, los cuales afectaron aproximadamente 28,000 ha anualmente. Por otra parte, en la temporada 2002, se presentaron 827 incendios, dañando un total de 16,070 ha, lo cual ubicó al estado como el cuarto lugar a nivel nacional en superficie forestal afectada y en tercer lugar entre las entidades federativas con mayor número de incendios forestales.
Los incendios han causado daños sustanciales a los ecosistemas forestales del Estado de Chihuahua, lo cual ha traído como consecuencia -además de la disminución de la calidad de los servicios ambientales del bosque- la reducción de la calidad del arbolado con potencial para aprovechamiento forestal maderable, lo cual se traduce a pérdidas económicas. Ante el desconocimiento del impacto económico que los incendios causan en la región de bosque de clima templado de Chihuahua, en esta sección se presenta el desarrollo de una metodología para evaluar el impacto económico de los incendios forestales, de forma tal, que se identifiquen los límites de las áreas afectadas por incendios, existencias de volumen maderable afectado, así como una valoración de pérdidas económicas.

REFERENCIAS

  • CONABIO. 1998. Susceptibilidad a los incendios de la vegetación natural. http://www.conabio.gob.mx/mapaservidor/incendios/Tablas2002/vegetacion.html.
  • SEMARNAT (2002) (b). Reportes de incendios forestales 2002. http://www.semarnat.gob.mx:16080/incendios/nueva/reporte.shtml


METODOLOGÍA


La metodología empleada para la evaluación del impacto económico de los daños ocasionados por los incendios fue desarrollada en dos fases. La primera consistió en la detección de áreas incendiadas durante la temporada del año 2003; y la segunda, se refiere a la estimación de las pérdidas económicas ocasionadas por los incendios ocurridos durante dicha temporada.


Detección de áreas incendiadas

La discriminación de las áreas afectadas por incendios se llevó a cabo mediante la obtención del Cociente Normalizado para Áreas Incendiadas (Normalized Burn Ratio NBR) a partir de imágenes multiespectrales provenientes del sensor Landsat TM. La estimación de este índice se llevó a cabo en escenas previas y posteriores a la época de incendios del año 2003. La evaluación del cambio ocurrido en la cobertura forestal -durante la temporada de incendios- fue determinada mediante la diferencia del valores NBR de las escenas previas con el NBR de las escenas posteriores; obteniendo como resultado la Diferencia de Cocientes Normalizados para Áreas Incendiadas (Difference Normalized Burn Ratio dNBR). Los límites de las áreas incendiadas fueron digitalizados e incorporados a un Sistema de Información Geográfica para su posterior análisis. Es importante señalar que este procedimiento se basó en el éxito de experiencias obtenidas por Key and Benson (1999), en el Parque Nacional Glacier ubicado en el Estado de Montana en los Estados Unidos de Norteamérica, que en esta investigación fueron adoptadas para evaluar las áreas incendiadas del Estado de Chihuahua en México.

Finalmente, y para determinar si los polígonos identificados como áreas incendiadas correspondían con la realidad del terreno, se llevó a cabo un procedimiento de verificación de la interpretación, considerando como puntos de validación la localización de los sitios visitados, los registros de incendios reportados por la Comisión Nacional Forestal y los puntos de calor originados por el programa de detección de puntos de calor de la Conabio provenientes de los sensores AVHRR y MODIS respectivamente.


Estimación del impacto económico

El cuantificar los daños económicos ocasionados por los incendios involucra no solamente determinar la superficie siniestrada, sino también el tipo bosque y existencias reales de arbolado en pie afectado, así como el valor económico que representa. Antes de determinar el impacto económico de daños, primeramente fueron derivados mapas de existencias reales de arbolado en pie para bosques de pino y encino respectivamente. Lo anterior se llevó a cabo con ayuda del material cartográfico proveniente del Inventario Nacional Forestal del 2000 (Velázquez et al. 2001), los límites de propiedades privadas y ejidales del Estado, las unidades de manejo forestal definidas por la Comisión Nacional Forestal, así como la consulta de los programas de manejo forestal de los predios que cuentan con aprovechamiento forestal maderable.
La estimación del impacto económico potencial de daños se realizó confrontando espacialmente los polígonos que representaron las áreas incendiadas -asumiendo la pérdida total del arbolado en pie- con el material cartográfico de existencias reales de arbolado en pie por tipo de bosque. De esta manera, para cada polígono -que representa las áreas incendiadas- se determinó el volumen total de madera de pino y encino respectivamente, multiplicando su superficie por el valor de existencias reales. Finalmente, la valoración económica fue determinada apoyándose de entrevistas realizadas con representantes de la unión de productores e industriales forestales de Chihuahua para la definición del costo medio por metro cúbico de arbolado en pie de las principales especies maderables de importancia comercial.

  • REFERENCIAS
  • KEY, C., and N. BENSON. 1999. Post-fire burn assessment by remote sensing on National Park Service lands. Bozeman, Mont.: U.S. Department of the Interior, Northern Rocky Mountain Science Center.
  • VELÁZQUEZ, A., J. F. MAS, R. MAYORGA-SAUCEDO, J. L. PALACIO, G. BOCCO, G. GÓMEZ-RODRIGUEZ, L. LUNA-GONZÁLES, I. TREJO, J. LÓPEZ-GARCÍA, M. PALMA, A. PERALTA y J. PRADO-MOLINA. (2001). El Inventario Forestal Nacional 2000: Potencial de Uso y Alcances. Ciencias, 64: 13-19.

RESULTADOS PRELIMINARES


Fiabilidad de la interpretación de áreas incendiadas

Como resultado de la interpretación, se identificaron un total de 452 polígonos como áreas incendiadas, de los cuales, 387 correspondieron geográficamente con los puntos de verificación es decir se asume que fueron interpretados de manera correcta. De acuerdo con lo anterior, esto arroja una fiabilidad media de 85.6%. Al estimar los intervalos de confianza puede asegurarse con un nivel de probabilidad del 95% que la fiabilidad real de la interpretación se encontró entre un 83.96% y un 87.26% de precisión. Cabe señalar que el 90% de los polígonos que no coincidieron geográficamente con los puntos de verificación, registraron una superficie inferior a una hectárea. Bajo estas circunstancias resulta poco probable que este tipo de incendios sean detectados por el programa de puntos de calor de la CONABIO. Por otra parte, también es importante mencionar que el 50% de los registros históricos de incendios reportados por la gerencia regional de la CONAFOR, no pudieron incluirse como puntos de verificación debido a que no describen su ubicación geográfica.


Superficie forestal afectada

Se estima que durante la temporada de incendios del 2003, se afectó una superficie total de 8,700 hectáreas, de las cuales, el 48 % se presentó en bosques de pino-encino incluyendo los de encino-pino, un 22% en bosques puros de encino, un 11% en bosques puros de pino y finalmente un 19% en pastizales. En la siguiente tabla se registra por unidad de manejo forestal, la distribución de la superficie forestal afectada, mientras que la gráfica siguiente muestra la superficie afectada por tipo de bosque.

Distribución de la superficie forestal afectada por incendios durante la temporada del año 2003.

 

 

Proporción de superficie boscosa afectada por incendios forestales durante la temporada del año 2003.


Estimación de pérdidas económicas


Es importante aclarar que las áreas incendiadas que fueron identificadas y delimitadas en el desarrollo de esta metodología, no fueron evaluadas para determinar el grado de severidad de los daños ocasionados al arbolado por efecto del fuego. Por tales motivos, el impacto económico que enseguida se presenta corresponde a una valoración económica potencial, la cual fue determinada considerando la pérdida total del arbolado por efecto del fuego.

En la siguiente tabla, se registra el volumen de madera afectado en cada unidad de manejo forestal, así como la valoración de las pérdidas económicas potenciales.

Perdidas económicas potenciales ocasionadas por los incendios forestales en la región de bosque de clima templado del Estado de Chihuahua durante la temporada del año 2003.

 

En la siguiente gráfica pueden observarse las estimaciones de las pérdidas económicas potenciales causadas por los incendios de la temporada 2003, y para cada una de las regiones forestales comerciales de Chihuahua aplicando la presente metodología.

 


Pérdidas económicas potenciales ocasionadas por los incendios en la región de importancia forestal del Estado de Chihuahua durante la temporada del año 2003

Con esta metodología, se estima que en la región de bosque de clima templado del Estado de Chihuahua, el volumen potencial afectado por los incendios es de 575,280 metros cúbicos de rollo total árbol, de este volumen, el 80% corresponde a arbolado de pino, y el 20% restante a arbolado de encino. Así mismo, el potencial económico perdido asciende a 250 millones de pesos, de los cuales tal y como puede observase en la siguiente figura, el 60% se distribuye en las unidades de manejo forestal localizadas en la región de Madera y Casas Grandes en cantidades similares.

Del volumen total afectado en la unidad de manejo forestal correspondiente a la región de Madera, el 85% corresponde a arbolado de pino y el resto a arbolado de encino, esto produce una perdida en términos económicos de 74 millones de pesos. Por su parte, en la unidad de manejo forestal de la región de Casas Grandes, esta cifra alcanza los 78 millones de pesos; mientras que la unidad de manejo forestal localizada en la Baja Tarahumara, contribuye con un 13% de las pérdidas totales durante la temporada.

Como prevenir los incendios

       

 

Lo anterior fue declarado por José Treviño gerente Regional de Conafor mismo que agregó la región es también el quinto lugar en afectación por los incendios, ya que el fuego ha ocasionado daños en 5 mil 624.23 hectáreas, en donde el 87 por ciento de la afectación corresponde a pastos y arbustos y el resto a renuevo y arbolado adulto.

Por tales motivos explicó que están trabajando para evitar la cifra se incremente ya que apenas el calor se ha dejado sentir con intensidad y es a partir de junio y julio cuando la problemática se eleva. Además la gran parte de los incendios dijo son originados por los humanos por lo que mucha de la responsabilidad recae en la concientización de la comunidad.

Para prevenir los incendios forestales recomendó el gerente de Conafor que la gente no encienda fogatas a menos de que sea necesario calentar algún alimento, extinguir en su totalidad el fuego al terminar, no dejar o arrojar colillas de cigarro encendidas y no tirar papeles que puedan encenderse con el calentamiento del sol.

Recordó José Treviso que aquellas personas que vean algún incendio lo reporten al número 01 800 incendio (46236346), para que de manera inmediata se detecte y con ello evitar un daño mayor al suelo.

 

Notas relacionadas

§  Se ubica Chihuahua en el tercer lugar de mortalidad materna... 04-mayo-2010

§  Invitan a artistas a participar en Muestra Estatal de Teatro ... 09-junio-2010

§  “La gente no necesita que le den": César Duarte... 08-junio-2010

§  Presenta López video de propuestas de seguridad ... 08-junio-2010

§  Recibe hombre descarga eléctrica ...

 

 

 

LEY DE FOMENTO PARA EL DESARROLLO

FORESTAL SUSTENTABLE DEL ESTADO DE CHIHUAHUA

TÍTULO PRIMERO

DISPOSICIONES GENERALES

CAPÍTULO I

DEL OBJETO Y APLICACIÓN DE LA LEY

ARTÍCULO 1. La presente Ley es de orden público e interés social y tiene por objeto establecer los

lineamientos generales para la conservación, protección, restauración, producción, manejo y

aprovechamiento de los ecosistemas forestales en el Estado de Chihuahua y sus Municipios.

ARTÍCULO 2. Son objetivos de esta Ley:

I. Definir los criterios de la política forestal estatal, así como sus instrumentos de aplicación y

evaluación;

II. Promover la organización y profesionalización de las instituciones públicas del Estado y sus

Municipios, para desarrollar la capacidad operativa e integralidad, base del desarrollo forestal

sustentable;

III. Hacer respetar el derecho al uso y disfrute preferente de los recursos forestales de los lugares

que ocupan y habitan las comunidades indígenas, en los términos de la fracción VI, del

artículo 2, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y demás normatividad

aplicable;

IV. Establecer los mecanismos para promover, en el ámbito de su competencia:

a) La protección, conservación y restauración de los ecosistemas y recursos forestales

localizados en el Estado, así como la ordenación y el manejo forestal;

LEY DE FOMENTO PARA EL DESARROLLO FORESTAL

SUSTENTABLE DEL ESTADO DE CHIHUAHUA

H. Congreso del Estado

Unidad Técnica y de Investigación Legislativa

División de Documentación y Biblioteca

2 de 29

b) La recuperación y desarrollo de bosques en terrenos preferentemente forestales para

que cumplan con la función de conservar suelos y aguas;

c) La conservación y regulación del aprovechamiento y uso sustentable de los recursos

forestales maderables y no maderables;

d) La conservación y consolidación de las áreas forestales permanentes, impulsando su

delimitación y manejo sustentable, evitando que el cambio de uso de suelo afecte su

permanencia y potencialidad;

e) Las certificaciones forestales y de bienes y servicios ambientales;

f) Acciones con fines de conservación y restauración de suelos forestales;

g) La regulación del pastoreo en zonas forestales, especialmente para áreas

perturbadas y/o de regeneración;

h) La cultura forestal en todos los ámbitos, educación, investigación y capacitación para

el manejo sustentable de los recursos forestales;

i) La comercialización de los productos forestales maderables y no maderables.

V. Llevar a cabo acciones que tengan como finalidad la prevención, combate y control de

incendios forestales, así como de plagas y enfermedades forestales;

VI. Promover el uso de la ventanilla única de atención institucional a través del Gobierno del

Estado y los Municipios para los usuarios del sector forestal;

VII. Dotar de mecanismos de coordinación, concertación y cooperación a las instituciones

Estatales y Municipales del sector forestal, así como con otras instancias afines;

VIII. Facilitar la participación ciudadana, incluyendo a los pueblos y comunidades indígenas del

Estado, en la aplicación, evaluación y seguimiento de la política forestal a través de los

mecanismos pertinentes;

IX. Promover la creación de instrumentos de apoyos económicos para fomentar el desarrollo

forestal; e

X. Impulsar el desarrollo de la empresa social forestal en los pueblos y comunidades

indígenas.

ARTÍCULO 3. Se declara de utilidad pública:

I. La conservación, protección y restauración de los ecosistemas forestales con el propósito

de evitar la erosión del suelo y mantener su capacidad para generar bienes y servicios

ambientales;

II. La protección y conservación de los ecosistemas que permitan mantener procesos

ecológicos esenciales y la diversidad biológica; y

LEY DE FOMENTO PARA EL DESARROLLO FORESTAL

SUSTENTABLE DEL ESTADO DE CHIHUAHUA

H. Congreso del Estado

Unidad Técnica y de Investigación Legislativa

División de Documentación y Biblioteca

3 de 29

III. La protección y conservación de las zonas que sirvan de refugio temporal o permanente a

fauna y/o flora en peligro de extinción.

ARTÍCULO 4. Los procedimientos establecidos por esta Ley no alterarán el régimen de propiedad

establecido por la legislación de la materia.

ARTÍCULO 5. En lo no previsto en esta Ley, se aplicarán en forma supletoria las disposiciones de:

I.- La Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable y su reglamento;

II.- La Ley General del Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente y sus reglamentos;

III.- La Ley Ecológica para el Estado de Chihuahua y su reglamento.

CAPÍTULO II

DE LA TERMINOLOGÍA EMPLEADA EN ESTA LEY

ARTÍCULO 6. Además de las definiciones contenidas y derivadas de la Ley General de Desarrollo

Forestal Sustentable, para los efectos de esta Ley se entenderá por:

I. Consejo: Consejo Estatal Forestal de Chihuahua, creado conforme a lo dispuesto por la

Ley General.

II. Degradación del suelo: Proceso que describe el fenómeno causado por el hombre o por

fenómenos naturales, que disminuye la capacidad presente y/o futura del suelo, para

sustentar vida vegetal, animal y humana.

III. Desarrollo Sustentable: El que las actividades comprendidas en terrenos forestales,

aseguren la conservación permanente de estos recursos, la biodiversidad y los servicios

ambientales que presta dicho territorio.

IV. Dirección: Dirección de Desarrollo Forestal de la Secretaría de Desarrollo Rural.

V. Erosión del suelo: Desprendimiento, arrastre y/o depósito de las partículas del suelo por

acción del agua, el viento y/o actividades humanas.

VI. Leña: Materia prima maderable proveniente de la vegetación forestal que se utiliza como

material combustible y para carbonización, la cual puede ser en rollo o en raja.

VIII. Ley de Planeación: Ley de Planeación del Estado de Chihuahua.

VIII. Ley General: La Ley General de Desarrollo Forestal Sustentable.

X. Revegetación: Trasplante de plantas que no sean árboles.

XI. Rendimiento Sostenido: La producción que puede generar un área forestal en forma

persistente, sin merma de su capacidad productiva.

XI. Secretaría: La Secretaría de Desarrollo Rural de Gobierno del Estado.

LEY DE FOMENTO PARA EL DESARROLLO FORESTAL

SUSTENTABLE DEL ESTADO DE CHIHUAHUA

H. Congreso del Estado

Unidad Técnica y de Investigación Legislativa

División de Documentación y Biblioteca

4 de 29

XII. Terreno Preferentemente Forestal: Aquel que en su momento haya estado cubierto de

vegetación forestal maderable y/o no maderable, y que por condiciones de clima, suelo y

topografía, resulta mas apto para el uso forestal que para otros usos.

XIII. Veda forestal: Restricción total o parcial del aprovechamiento de recursos forestales en

una superficie específica establecida mediante decreto que expida el Titular del Ejecutivo

Federal, o para una especie en estatus, amenazada o en peligro de extinción determinada

por las Normas Oficiales Mexicanas.

CAPÍTULO III

DE LA COORDINACIÓN ENTRE FEDERACIÓN, ESTADOS Y GOBIERNOS MUNICIPALES

ARTÍCULO 7. La coordinación entre Federación, Estado y Municipios será ejercida de conformidad con la

distribución de competencias que hace la Ley General y la presente Ley, atendiendo además a lo

dispuesto en otros ordenamientos aplicables.

Para efecto de la coordinación de acciones, siempre que exista transferencia de atribuciones, el Gobierno

del Estado y los Gobiernos Municipales deberán celebrar convenios entre ellos y/o con la Federación, en

los casos y las materias que se precisan en la Ley General y la presente Ley.

TÍTULO SEGUNDO

DE LA ORGANIZACIÓN Y ADMINISTRACIÓN DEL SECTOR PÚBLICO FORESTAL

CAPÍTULO I

DE LA DISTRIBUCIÓN DE COMPETENCIAS EN MATERIA FORESTAL

ARTÍCULO 8. El Estado y los Municipios ejercerán sus atribuciones y obligaciones en materia forestal

tomando como base la distribución de competencias prevista en la Ley General, esta Ley y en otros

ordenamientos legales.

ARTÍCULO 9. Corresponden al Estado las siguientes obligaciones y atribuciones:

I. Diseñar, formular y aplicar, en concordancia con la política forestal nacional, la política

forestal en el Estado y sus instrumentos;

II. Elaborar, coordinar y aplicar los programas relativos al sector forestal de la Entidad,

teniendo en cuenta las consideraciones y proyecciones de más largo plazo que se hagan

y vinculándolos con los programas nacionales y regionales, así como con su respectivo

Plan Estatal de Desarrollo;

III. Celebrar los convenios necesarios con Instituciones públicas, privadas o sociales, para la

aplicación de los instrumentos de política forestal nacional, en el marco de Servicio

Nacional Federal;

IV. Diseñar, desarrollar y aplicar instrumentos económicos para promover el desarrollo

forestal de la Entidad, de conformidad con esta Ley y la política nacional forestal;

V. Participar en programas integrales de prevención y combate a la extracción y tala

clandestina que recomiende el Consejo Estatal Forestal y los creados en el marco del

Servicio Nacional Forestal;

LEY DE FOMENTO PARA EL DESARROLLO FORESTAL

SUSTENTABLE DEL ESTADO DE CHIHUAHUA

H. Congreso del Estado

Unidad Técnica y de Investigación Legislativa

División de Documentación y Biblioteca

5 de 29

VI. Establecer la regulación del uso del fuego en las acciones relacionadas con las

actividades agropecuarias o de otra índole, que pudieran afectar los ecosistemas

forestales;

VII. Fortalecer y ampliar la participación de los recursos forestales en el crecimiento

económico estatal;

VIII. Expedir las autorizaciones de cambio de uso de suelo de terrenos forestales;

IX. Controlar y vigilar el uso del suelo forestal;

X. Promover los bienes y servicios ambientales de los ecosistemas forestales;

XI. Impulsar la participación directa de los propietarios y poseedores de los recursos

forestales en la protección, conservación, restauración, vigilancia, ordenación,

aprovechamiento, cultivo, transformación y comercialización de los mismos;

XII. Impulsar programas de mejoramiento genético forestal;

XIII. Promover la asesoría y capacitación en prácticas y métodos que conlleven un manejo

forestal sustentable;

XIV. Promover la asesoría y capacitación a los propietarios y poseedores forestales en la

elaboración y ejecución de programas de manejo forestal y de plantaciones forestales

comerciales, así como en la diversificación de las actividades forestales;

XV. Asesorar y orientar a ejidatarios, comuneros, pequeños propietarios, pueblos y

comunidades indígenas y otros productores forestales en el desarrollo de su organización,

así como en la creación de empresas sociales forestales, propiciando la integración de

cadenas productivas y los sistemas-producto del sector forestal;

XVI. Promover e invertir en el mejoramiento de la infraestructura en las áreas forestales de la

Entidad;

XVII. Elaborar estudios por medio de la Secretaría para, en su caso, recomendar al Ejecutivo

Federal a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, el

establecimiento, modificación o levantamiento de vedas;

XVIII. Elaborar estudios por medio de la Secretaría para en su caso recomendar a la Federación

el establecimiento de restricciones a la forestación y reforestación en su territorio;

XIX. Impulsar proyectos que contribuyan a la integración y competitividad de las cadenas

productivas en materia forestal;

XX. Realizar y supervisar las labores de conservación, protección y restauración de los

terrenos forestales en coordinación con los Municipios;

XXI. Hacer del conocimiento de las autoridades competentes y, en su caso denunciar, las

infracciones, faltas administrativas o delitos que se cometan en materia forestal; y

LEY DE FOMENTO PARA EL DESARROLLO FORESTAL

SUSTENTABLE DEL ESTADO DE CHIHUAHUA

H. Congreso del Estado

Unidad Técnica y de Investigación Legislativa

División de Documentación y Biblioteca

6 de 29

XXII. La atención de los demás asuntos que en materia de desarrollo forestal sustentable les

conceda esta Ley u otros ordenamientos.

ARTÍCULO 10. Son facultades del Estado, previo convenio de colaboración celebrado con la Federación:

I. Participar en el diseño, desarrollo y aplicación de instrumentos económicos para la

promoción del desarrollo forestal;

II. Participar en la elaboración de los programas forestales regionales de largo plazo de ámbito

interestatal o por cuencas hidrológico-forestales;

III. Promover programas y proyectos de educación, capacitación, investigación y cultura

forestal, acordes con el programa nacional respectivo;

IV. Llevar a cabo acciones de saneamiento de los ecosistemas forestales;

V. Participar en la inspección y vigilancia forestal en la Entidad, así como en las acciones de

prevención y combate a la extracción ilegal y la tala clandestina de los recursos forestales;

VI. Elaborar, monitorear y mantener actualizado el Inventario Estatal Forestal y de Suelos, bajo

los principios, criterios y lineamientos que se establezcan para el Inventario Nacional

Forestal y de Suelos;

VII. Integrar el Sistema Estatal de Información Forestal e incorporar su contenido al Sistema

Nacional de Información Forestal;

VIII. Compilar y procesar la información sobre uso doméstico de los recursos forestales e

incorporarla al Sistema Estatal de Información Forestal; y

IX. Coadyuvar y participar, de conformidad con la Ley General, en la adopción y consolidación

del Servicio Nacional Forestal;

ARTÍCULO 11. Corresponden a los Municipios las siguientes obligaciones y atribuciones:

I. Diseñar, formular y aplicar, en concordancia con la política nacional y estatal, la política

forestal del municipio;

II. Aplicar los criterios de política forestal previstos en esta Ley y en las disposiciones

municipales en bienes y zonas de competencia municipal, en las materias que no estén

expresamente reservadas a la Federación o al Estado;

III. Participar y coadyuvar en las acciones de prevención, combate y control de incendios

forestales y atender en general las emergencias y contingencias forestales, de acuerdo con

los programas de protección civil;

IV. Desarrollar y apoyar viveros y programas de producción de plantas;

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

{Propuesta}

PROPONEMOS SOBRE ESTE TEMA QUE LA MAYOR PARTE DE INCENDIOS FORESTALES QUE HAY EN EL MUNDO COMO ES EN EL ESTADO DE CHIHUAHUA  SON PROVOCADOS POR LA CAUSA Y OCASIONADOS POR EL MISMO HOMBRE YA QUE  NO  RESPETAN LA NATURALEZA O POR EL DESCUIDO  DE  LAS PERSONAS POR  ESO PROPONEMOS QUE TODOS LOS BOSQUES CON MAS ABUNDANCIA DE ARBOLES   SEAN RESGUARDADOS  PARA QUE YA NO  ALLA MAS INCENDIOS YA QUE GRACIAS A LOS ARBOLES NOS AYUDAN A VIVIR Y A  MENTENER NUESTRO CICLO SI SEGUIMOS CONTINUANDO  ASI ESTO LLEGARA A UN PUNTO DONDE NUESTRO PAIS SEA  MENOS RESGUARDADO DE ARBOLES Y CON MENOS VIDA.

 

TAMBIEN  NOS GUSTARIA CREAR UNA ASAMBLEA  CONTRA INCENDIOS  Y PROPONER IDEAS PARA  AYUDAR A RECUPERAR TODOS LOS  ARBOLES QUE YA SEAN  PERDIDO EN ESTE AÑO ADEMAS  SOMETER A CASTIGOS MAS FUERTES  A LAS PERSONAS QUE SIGAN COMETIENDO ESTOS ACTOS  YA QUE  TODOS LOS ARBOLES QUE LO ABUNDAN NUESTRO PAISA  ESTAN EN NUESTRO ENTORNO CUIDARLOS Y SEGUILO PROTEGIENDO PARA TENER UN MUNDO MEJOR

 

 

 

 

 

 

Introducción: Chihuahua es el estado con mayor superficie forestal en México -alrededor de 6 millones de hectáreas-, y destaca por la elevada producción maderable derivada del aprovechamiento forestal. Sin embargo, también es un estado con gran incidencia de incendios forestales.

 

 

Meta: Seguir impidiendo estos tipos de incendios ya que todo los arboles que se queman

En realidad son un entorno entre la humanidad y también una comunidad ya que también

Avitan especies que son muy importantes y que puedo alterar este ciclo

 

 

Justificación: que la comunidad autónoma de Extremadura es una de las zonas a nivel nacional donde cada año con la llegada de la temporada estival de verano proliferan los incendios

 

Bibliografia:

BIBLIOGRAFIA

MI PAGINA QUE ENCONTRE MI INFORMACION FUE:

GOGLE

Ares

Ya hoo

HTTP”SEARCH.CODOIT.com

 


Tarea

.

Proceso

.

Recursos

.

Evaluación

.

Conclusión

.

Notas

.

Creditos

CRISTIAN BELLO RODRIGUES del Proyecto creado 16 de Junio del 2010 - 00:00:00

    Producto creado por CRISTIAN BELLO RODRIGUES y alojado en la herramienta de
    Gestión de Proyectos de Eduteka (http://www.eduteka.org/ProyectosClase.php)
    Última modificaci&oa


    blog comments powered by Disqus